• Personal

    Colores en mi cabeza

    No es muy común venir aquí, pero últimamente me dan ganas de compartirles mis locuras, así que empezaremos por esto:

    Hace años que me gusta ponerme colores fantasía en mi cabello, empecé por pequeños mechones en colores rojos, y luego me fui poniendo el copete de color, luego mechones morados y al final hace unos meses termine poniéndome todo el cabello morado, así como una uva.

    El proceso de elección de color no fue el problema, el problema fue decidir dar el gran salto a “todo el cabello” , al inicio solo pensé en darle  color a las puntas, pero mi novio insistió en que debería poner todo el cabello morado, así que tras unas semanas de indecisión, fui por todo el material y lo hice.

    Así quedo mi cabello!

    Para mi mala suerte, al volver de reingreso a la escuela me pidieron estrictamente que me volviera a tomar la foto para el sistema de la universidad, y por ello no podía traer el cabello morado, así que fui a cambiarlo por un negro violeta que tampoco aceptaron y termine con un color cafesoso .

     

    Un tinte muy sobrio

    El día de ayer y tras unos meses de esperar para volver a tener el cabello en óptimas condiciones, fui y le di color a mi cabeza, pero ahora estoy experimentando con los degradados, así que traigo el cabello morado con magenta 😀

    La verdad es que me hace feliz traer el cabello de colores, me veo y me alegro el día a mi misma. Las personas en la calle al inicio se te quedan viendo como si estuvieras loca, de hecho hasta me han hecho caras de WTF!, pero algunas otras se me han acercado a preguntarme en donde me lo pintaron y a decirme que les encanta mi cabello y si lo pueden tocar.

    Al inicio si sentía un poco de incomodidad, pero luego lo tome como un buen método para reforzar mi seguridad y es por ello que ahora no me importa que digan o como me vean otras personas, mientras yo me siga mirando al espejo y vea que lo que me gusta pues para mi esta todo bien.

    Por otra parte al que más le gusta mi cabello de colores es a mi hijo, cuando iba a junta en la escuela le decía a sus amigos en tono de presunción “Mi mamá es ella y tiene el cabello morado” , su gusto por mi cabello llego al grado que cuando me quite ese color me decía “Yo quiero que siempre tengas el cabello morado” .

    Y bueno, si les gusta algo y pueden hacerlo, háganlo, miren nada más mi felicidad:

    Y así soy ahora. 

    ¡Paz y felicidad para ustedes!

  • Escuela,  Personal

    Una piedra en el camino.

    A veces parece que no basta con desear las cosas, si no luchas por ellas, te puedes tropezar.

    Así me pasó, con la emoción de volver a clases, el estrés del primer semestre fue demasiado y  mi segundo semestre fue un desastre por querer “tomarme las cosas a la ligera”

    Sinceramente perdí el piso, y falte mucho a clases, ya sea por trabajo, por flojera, por lo que sea que no se justifica. Y al final tuve consecuencias 4 materias reprobadas, 1 la pase en extraordinario, 2 de ellas la repetí y  las pase,  y 1 no la pase ni repitiéndola, por ende por 1 sola materia quede suspendida y a un paso de la expulsión de la universidad.

    Me costo mucho, muchísimo pasar esa materia, pero el 30 de abril fue mi ultima revisión de proyecto y me fue bien. Una semana antes de eso, pensé que ya no lo lograría, pensé que tendría que volver a repetir el semestre en suspensión con una sola materia. Pero no.

    Al final, pude pasar la materia, con un 80, que fue mucho más que todas las calificaciones anteriores que tengo registradas en esa materia.

    Ahora, me preparo para iniciar con el pie derecho el siguiente semestre, y le pondré todas las ganas para no volver a tropezar de esa manera, porque no, no se siente bonito saber que te costo un chingo llegar a donde estás y sentir que en un examen puedes perderlo todo.

    Mandenme buena vibra 🙂

  • Nuevo León,  Personal

    Mi vida en Monterrey – Parte 2 y final.

    Tengo casi dos años viviendo en este estado de la republica y si no fuera porque perdí mi bolsa, todos mis documentos seguirían siendo orgullosamente bajacalifornianos.

    Tarde 1 año y medio (o poquito más) en cambiar mi dirección oficial y aceptar que ya soy parte de este lugar.

    No ha sido fácil, de hecho ni siquiera me acostumbro a las palabras/tono/tradiciones que hay aquí, pero el intento lo hago. Aunque a veces me dan ganas de correr e irme de aquí.

    En la facultad llevo una vida de bajo perfil dentro de lo que cabe, porque con el trabajo y la casa ya hay demasiada distracción.  Una de las cosas que más me gustan es ir a la facultad, aunque a veces no vaya tanto…

    He encontrado lugares que realmente me gustan, algunos más, otros menos.  El lugar que más me gusta es en donde vivo, me gusta la luz que entra por la ventana (sin cortinas luego de un año), me gusta la sala, me gusta el closet.  Encontré mi pedacito de hogar temporal y me gusta demasiado.

    De la vida nocturna de la ciudad no puedo decir mucho, siempre voy a los mismos lugares: La tumba (trova)  y pude conocer el ahora extinto Café Iguana, que era mi favorito.

    Para comer, pasar el rato, disfrutar del estilo “slow life” me encanta el 13lunas, pero más que nada la comida de ahí.

    Otra de mis diversiones eran los casinos, pero como que ya les esta dando por cerrar todos a los que voy 🙁 .

    En fin, esta sección continuará con posts llamados “fragmentos” que según yo, iré posteando regularmente.

  • Personal

    El recuento de los daños 6

    Como cada año, haré un recuento de lo bueno y tal ves malo de este año, mes por mes, a ver si aún me acuerdo.

    Está es la versión 6, porque hace unos días este blog cumplió 6 años en linea… y mi hijo cumplió 6 años también 🙂

    Enero:  Inicie el año llena de alegría en Tijuana, visitando a mi familia y amigos, volví para iniciar el segundo semestre en la uni, y fue volver a reintegrarme a mi vida acá, no fue facil luego de las comodidades a las que me acostumbre en Tijuana, pero fue bueno.

    Febrero: Mes del amor 🙂 Me la viví enfocada en la escuela, estaba abrumada por algunas materias.

    Marzo: Otro mes absorbente en la escuela, ya con la carga de que ya sabía que iba a reprobar unas materias, pero aún así siguiendo en la pelea.

    Abril: El cumple de Danonino, un mes donde aprendí a hacer pizza! y me empecé a meter mucho más de lleno a eso de las cosas horneadas, si bien la escuela estaba dándome dolores de cabeza, el hacer comida me tranquilizaba.

    Mayo: Mes de terminar y entregar subproyectos, uno de los meses más estresantes que pueden existir en el año. Este mes es el de las desveladas y el de no comer a tus horas. Y fue un mes más estresante porque se quemo mi computadora y no tenía en donde hacer mis proyectos.

    Junio: El mes de mi cumpleaños se vio opacado como siempre por otras prioridades, yo haciendo proyectos, y el mundo diciéndome de nuevo que  a nadie le importa el día más importante para mi en todo el año.  Lo bueno del mes fue que me fui a casa de mis papás y todo estuvo bien.

    Julio: El único mes genial de mi año, estuve con mi familia y con mis amigos, llegarón a visitarme, estuve en la playa, mi playa. Fui a fiestas, comidas, fui muy feliz con la gente que debe estar en mi vida.

    Agosto: Seguían las fiestas en Tj, las comidas, las salidas por café, por cualquier cosa. Disfrute mucho la primera semana de agosto que fue la ultima en Tj.  Regrese para sumergirme de nuevo en la universidad, con menos animos, con materias repetidas, con mucho cansancio, pero luchando.

    Septiembre: Mes patrio, me uní a las celebraciones municipales, fui a hacer lo que se hace en un mes como este: dejar la mochila e irme a comer enchiladas. Este mes mi mente estaba atareada pensando en que ya debería hacer los proyectos…pero no. Y además este mes pusimos la oficina, así que fue mas complicado de lo normal.

    Octubre:  Otro mes de subproyectos , de desvelarse, de no tener tiempo,  de dividirme en 2 para atender varias cosas. Lo bueno de este mes fueron las lunas de octubre, tan grandes y hermosas como siempre.

    Noviembre: ¿Ya dije que entregamos proyectos finales? La ultima semana es de entrega de proyectos y por ende de estres total, por ello, este mes se duerme poco… pero yo me puse a ver de la temporada 1 a la 5 de Grey’s Anatomy. Al final no fue muy buena opción.

    Diciembre: Exámenes finales en la uni, entrega de proyectos finales y de ver que materias si pase, cuales no. Me quedé suspendida un semestre, solo puedo asistir como oyente hasta que pase una materia. Tuve una navidad sin pavo y sin pierna, y sin tradiciones.  El año nuevo se perfila para ser…simplemente un día en donde comeré alitas. Este mes fue fatal, perdi todas mis identificaciones, perdí mis dos bolsas favoritas juntas, y tuve que ir al IFE .

    Para ser sinceros fue un año regular y espero con todas mis fuerzas (y pondré de mi parte para que asi sea) que el próximo año sea mucho, pero mucho mejor.

     

  • Personal

    Navidad y Fin de año!

    Ya paso navidad y lo mejor y más novedoso del asunto es que me la pase en Nuevo León, esta vez no viaje a visitar a mi familia, y entonces ocurrio lo que nunca habia pasado: Tuve mi primer pino de navidad mio de mi, decorado a mi gusto.

    Soy fan de los árboles naturales, en este caso quería un pino natural pero…a la mera hora me entro lo ecologista y lo perfeccionista, entonces para que el pino no desentonara en la sala, lo compre artificial de color blanco y lo decore con luces led moradas, y esferas moradas, rosas y plateadas.  Fue todo un éxito en la reunión de navidad familiar.

    Eso les quería compartir, mi pino artificial y totalmente hermoso <3

    Espero que los que aún me leen la pasen genial en este fin de año y que todos sus propósitos  para el siguiente año logren terminarlos 🙂